Los agentes de la policía investigadora siguen las pistas supuestos prestamistas que habrían sido asesinados, desmembrados y hasta decapitados recientemente en Cancún.

Las primeras líneas de investigación en torno al hallazgo de dos personas descuartizadas en la Región 206, la madrugada del sábado, indican que este crimen estaría relacionado con el hombre decapitado hallado el viernes en la avenida Nichupté.

Los dos cadáveres, dejados en cuatro bolsas de basura, cerca de la avenida 20 de Noviembre, al parecer corresponden a personas de origen colombiano, que eran parte de un grupo de usureros de la ciudad.

De acuerdo a información extraoficial, los asesinados eran prestamistas que otorgaban montos a comerciantes de Cancún, con un cobro de interés de un 10 por ciento.

 AGENCIA SIM