Kermith Zapata
Cozumel.-Al vencerse los contratos de operaciones y de taquillas en el Muelle Fiscal “San Miguel”, las embarcaciones de Barcos Caribe ya no podrán atracar en el sitio, ya que no es estacionamiento, por lo que están fondeados en la rada de Cozumel y no se puede obligar a cerrar el sitio donde se vendían boletos, porque hay personal informando la suspensión de cruces  a los viajeros, informó Alicia Ricalde Magaña, titular de la Administración Portuaria Integral de Quintana roo (Apiqroo).
Precisó que a una semana de la explosión en una unidad  de la empresa Proveedora de Servicios y Atractivos Turísticos, operadora de Barcos Caribe, las autoridades de la Procuraduría General de la República (PGR), la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y la Fiscalía General del Estado, llevan a cabo las investigaciones correspondientes, por lo cuando emitan el dictamen se decidirá el destino de la naviera, por lo tanto, no estarán operando hasta nuevo aviso.
Ricalde Magaña comentó que se cuentan con dos carpetas de investigación sobre la explosión, aunque en el caso del muelle de Playa del Carmen, no lo opera la Apiqroo, sino la empresa privada Navega, por lo tanto, únicamente otorgaban los permisos para que Barcos Caribe atracará en Cozumel y estarán a la espera de los resultados de las investigaciones y sea el Comité de Operaciones de la isla, quien establezca cual serán las acciones a seguir para la naviera.