APREHENDEN A ABOGADO DE BORGE// Por presunto lavado de dinero

0
317

 

El abogado de Roberto Borge Ángulo, ex gobernador de Quintana Roo preso en Morelos, Celso González Melgarejo, fue detenido en Cancún, al internarse en un clínica de esta ciudad y puesto a disposición de un juez federal de Nezahualcóyotl, Estado de México, acusado por presunto lavado de dinero, a través de la empresa del ex mandatario, Barcos del Caribe.

A casi cinco meses de la misteriosa explosión de un ferry de dicha empresa, en Playa del Carmen, donde decenas de personas resultaron heridas y cuyos hechos han quedado impunes, aprehenden al abogado, supuesto socio de la naviera.

Agentes del grupo especial de la Fiscalía Especializada en el Combate a la Corrupción y de la Procuraduría General de la República (PGR) llevaron a cabo la captura sobre la avenida Sunyaxchen, en pleno centro de Cancún.

A González Melgarejo se le consideraba prófugo de la justicia al tener una orden de aprehensión por el presunto lavado de dinero, toda vez que el Sistema de Administración Tributaria (SAT) investiga a la empresa naviera Barcos Caribe por ocultar la compra de cinco embarcaciones cuyo costo total fue de 299.9 millones de pesos.

Dicho consorcio es una sociedad naviera vinculada exgobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo, la cual brindaba el traslado de Playa del Carmen a Cozumel y viceversa a un precio más barato que la competencia, lo cual le generó roces y problemas con las otras empresas navieras.

Como accionistas originales figuraban los señores Franco González Padrón y César Celso González Hermosillo y Melgarejo, cada uno con 100 acciones con valor nominal de mil pesos, el primero como “administrador único” y el segundo como “comisario”.

Al hoy detenido se la relaciona también con la investigación de 25 inmuebles que presuntamente fueron vendidos de forma irregular durante el gobierno de Roberto Borge en Quintana Roo, entre los cuales hay cuatro predios en Cozumel, propiedad de presuntos prestanombres del exgobernador.

Estos terrenos fueron vendidos a precios inferiores a los reales a gente como Rosa Yolanda Angulo Castilla, madre del exgobernador y a César Celso González Hermosillo y Melgarejo.